Se acabó lo que se daba (por ahora)


Ya iba siendo hora de terminar con este período de vacaciones que, sinceramente, y aunque no ha estado mal, no me ha sabido tan bien como otras veces. Quizás el problema sea que no me he ido del todo en ningún caso.

He estado en Madrid, de visitas. He ido de acampada (donde he recuperado para la vida activa mi vieja Yashica FX-3 Super 2000 con unos resultados bastante satisfactorios, creo) por tierras gallegas, y de playas y piscinas de los alrededores de mi ciudad... y eso precisamente es lo que me hace sentir así. No he cogido las maletas mentales en ningún momento... y eso es lo que echo de menos... la desconexión total y absoluta que he conseguido en tantas ocasiones.

Ahora afrontaré una semana de trabajo (sólo de imaginarme cómo pueda estar mi mesa tiemblo) para volver a marchar de nuevo... espero que esta vez sí logre desconectar. El destino está fijado desde hace al menos cuatro meses. Las reservas confirmadas. La ilusión puesta encima de la mesa esperando que la coja y me vaya. Ahora sólo queda que pase esta semana que, supongo, se hará interminable.

Es lo malo del tiempo: cuando deseas que vuele, nunca da pasado y, cuando quieres que se dilate hasta el infinito, se te escapa entre los dedos como esa arena que tanto ha ayudado a medirlo durante siglos.



free music

11 comentarios:

Mariano dijo...

La desconexión laboral es algo difícil de predecir y más de conseguir. Yo he estado ahora sólo tres días en Asturias y he desconectado más que en todas las vacaciones del año que viene.
Suerte con la semana y suerte con la futura desconexión.

Cosichka dijo...

Por aquí la cosa está flojilla. Hay menos participación. Pero eso está bien. Porque significa que la gente está ocupando su tiempo en salir y hacer cosillas.

Un besito e intenta desconectar. Te aseguro que se puede.

raquel dijo...

Los días se te vana pasar volando. Vas a ver.
Bonitas fotos

un abrazo

banderas dijo...

La desconexión, Mariano es fácil si llegas a enganchar ese "puntito" a lo que estás haciendo. Por desgracia, ni los lugares ni el clima me han ayudado mucho a disfrutar a tope.

Quizás uno de los días que más he aprovechado ha sido el de ayer (domingo). Si os digo que quedé con una gente para probar el circuíto de una carrera que será el 16 de septiembre y darle el visto bueno... corriendo a las 12 de la mañana y una temperatura de casi 30 grados... ya sé: estoy (estamos) loco(s) de remate.

Claro que se puede Cosichka peeeero uno no siempre quiere (y a veces no es conscientemente... te lo aseguro)

Bicos...y gracias por seguir ahí a pesar del calor.

banderas dijo...

Nos cruzamos, Raquel... el calor tampoco te deja dormir ¿no?

Lo que creo que se me va a escapar volando es el tiempo la próxima semana. Estaré en Roma de domingo a domingo y, yo que amo las "piedras" voy a disfrutar como un enano... tenlo por seguro.

Gracias por lo de las fotos... es una de mis viejas aficiones. Con el blog la he recuperado de otra manera (yo era de los del blanco y negro en el laboratorio)... y gracias por pasarte por aquí. Bicos.

Viguetana dijo...

Bonitas fotos y ánimo con la semanita.
Fíjate, ¡¡si ya estamos a martes!!
:-)
Qué guay, Roma... Nunca estuve allí. Aplícate con la cámara y así nos la muestras, ¿Vale?
petonets
PD: A ver si actualizo yo también mi blog... es que llegué ayer mismo.

John dijo...

Buena idea lo de Roma! Mola! Creo que yo también iré a Roma a tomar gelatti di ciocolatto, pasta, pizza, melanzzane al forno, saltimbocca alla romana,birra, cianti, lambrusco,... Ah, ¿pero tú vas en plan cultural, a ver piedras y eso? Creo que no vamos a coincidir por allí. Ya sabes que si quieres ver dos monumentos en uno puedes ir a la Basílica de san Pedro. La mitad de los sillares con los que fue construido provienen del Coliseo.
Ni siquiera el tiempo es tan destructor como la mano del hombre.
A ver si nos vemos por allí (aunque tengo la sospecha de que así será)

banderas dijo...

Hola Viguetana, gracias por lo de las fotos. Yo es la primera vez que voy a Roma... y le tengo unas ganas... sólo con pasear creo que ya me llegará para desconectar... es que toda ella es un monumento (y si además me encuentro con alguna revolcable monumental pues mejor para la vista)... así que creo que, además, me tropezaré con John... ya sería muy mala suerte no hacerlo... sobre todo alrededor de una buena mesa... regando las delicias esas que él dice con un buen chianti y tal y tal... ¡¡Uff!! no veo el momento de partir.

MonikaMDQ dijo...

aiss que feo es irse pero no "salir" del todo...de hecho ya me ha pasado de no terminar de desenchufarme y al final no disfruta ....pero ánimos, al menos, aunque tu desconexión no fue completa, te has ido a algún lado con el cuerpo (es difícil pero hay que avisarle a la mente no te acompañe!)
Yo estoy de vaciones de invierno pero con este frío no me ido ni a la esquina :P
besos!

banderas dijo...

moni no había visto este comentario... tienes muchísima razón en lo de que, al menos, el cuerpo sí que ha viajado. Otros no pueden permitírselo y viajar, a veces, es un auténtico lujo... sobre todo si no hay ni qué comer (por ejemplo).
Es curioso... se me hace raro lo de las vacaciones de invierno, con el calor que estamos pasando estos últimos días.

Bicos.

MonikaMDQ dijo...

jejeje pues allá calor y aqui un frío que necesitas salir con acolchado!sigue nevando en lugares que jamás nieva... en fin...
Me alegro que puedas viajar, tienes toda la razón, es un auténtico lujo asique el que puede que lo riegue!! (dicho de mi abuela :P )

Sobre los que ni siquiera comen por culpa de la pobreza, da para otro tema, es muy delicado asique no quiero estropearte el post con lo que comentaría (a veces me pongo asquerosa con lo mal que está el mundo asique mejor lo dejamos ahi)
besos