Otoño en Vigo



Hace algo más de un mes que vengo haciendo fotos de mi ciudad para ilustraros sobre lo divino y lo humano de su otoño, de sus lluvias que a lo tonto a lo tonto calan hasta los huesos y sus nieblas que casi todo vuelven gris.




Pero no encontraba el momento adecuado para mostraros que no sólo de ciudad vive el hombre



y que en los pequeños detalles encontramos joyas naturales



que nos sorprenden con su sencilla belleza.



No encontraba la ocasión de mostraros los rojos y ocres del momento tranquilo al pie del cruceiro,



el paseo sobre hojas caídas aún sin recoger



crepitando bajo nuestros pasos,



el murmullo del viento arrastrando las hojas en su caída,



y el brillo del sol sobre las copas orgullosas,



la vereda que se pierde en el bosquecillo



y el auditorio al aire libre que entrevemos al final del paseo.

13 comentarios:

Belén dijo...

Me gustan mucho las fotos de otoño, los colores marrones y amarillos...

Besicos

LOBITO dijo...

Jo... Banderas... si que te has paseado!!!! me encantan, me gusta que seamos muchismos los del "club enamorados del crepitar de las hojas caidas" y el olor que desprenden despues de pisarlas? a puro otoño mojado..

Un abrazo Banderas.

JOAKO dijo...

En dos palabras im presionante!!!

geminisdespechada dijo...

qué buenas fotos! me recuerdan mucho a las de Raquel.. que está al otro lado del mundo!

banderas dijo...

Belén y a mi, hija... y a mi. ¿No se nota?

Bicossssss ;-)

Lobito, un abrazo, preciosa. El otoño es, probablemente, uno de los momentos más hermosos del año... incluso más que la primavera. Desde luego la variedad del colorido es muy superior... y más en según qué regiones. Cuando viajé a San Sebastián para la Behovia aluciné con la zona de Ancares... y con Euskadi ni te cuento... aún más.

Por cierto, sí que he paseado por Vigo... es lo mío.

Bicos ;-)

Joako... en otro par... muchas gracias. ;-) Por cierto las fotos se pueden ver más grandes... y eso que las he reducido.

Un abrazote ;-)

Géminis, en efecto, Raquel es una buena referencia para este tipo de fotografía.

Muchas veces me ha sorprendido lo bien que lo hace e incluso alguna vez he imitado su estilo de "entrada"... y es que me resulta delicioso.

Bicos ;-)

Amiga Atlántica dijo...

Hey, Banderas!
Es uno de los faros de canido!
A mí también me resulta curioso verlo rodeado de campos de millo y calabazas, y lo considero la fusión entre el campo y el mar.
Bonitas fotos para un estupendo reportaje otoñal.

Anónimo dijo...

Bonitas fotos, sobre todo ayudan a alegrar un dia como el de hoy; creo que es la epoca mas bonita del año, y tus fotos son una muestra de ello, hasta, viendolas, apetece echarse a correr por esos parajes.
Saludos, aguita.

banderas dijo...

Amiga Atlántica, ese faro (radiofaro, para más señas) era el que tenía para poner en el concurso, pero preferí no hacerlo porque hubieras acertado a la primera ¿o no?

Por lo demás, coincido en lo extraño de su localización (lejos del mar e incluso más arriba que la carretera) y te agradezco el calificativo de reportaje.

Bicos ;-) e saúdos para a familia.

Aguita... tú siempre pensando en lo mismo... correr, malpensado.

Gracias por pasarte y comentar. Por cierto, hoy tambien hace un día precioso, no te creas... pero para quedarse en casita al calor de una buena lumbre.

Un abrazote ;-)

Fernando dijo...

Castrelos?. Precioso!!.
Terei que ensinarllo a viguesisisima que teño na casa.

Por certo acaba de chegar o meu amigo A. Gomez, fondista, mediomaratoniano e maratoniano de cando en vez, albanel, camareiro e escritor, paseino polo teu blog e nada, sodes de distintas xeneracións, pero disfrutou coas imaxenes da Behovia.

Unha aperta.

Mike dijo...

Que buenas imágenes

Banderas dijo...

Fernando, en efecto, Castrelos é un dos lugares nos que tirei fotos. Se non o coñeces xa sabes... ideal para dar uns trotes... por exemplo na compaña do teu amigo A. Gómez ou da túa viguesisisma... Ja!Ja!Ja!

Por certo, xa me parecía a min que non somos da mesma xeración cando me falaches del outra vez, pois non me soaban os nomes de referencia.

Unha aperta e ata pronto ;-)

Mike muchas gracias por la "valoración". He entrado en vuestro blog y me he reído un rato largo... aunque veo que buena parte de los correos que os mandan también llegan a estas tierras del otro lado del "charco".

Saludos

Raquel dijo...

Qué bueno ver estos colores de tus paseos. Una hermosura!!!

banderas dijo...

Raquel, que seas tú la que diga eso de los colores de mis paseos tiene gracia... con lo maravilloso que es Madison (al menos lo que nos enseñas) para pasear... se nota que la fotografía sólo muestra lo que queremos enseñar ¿no?

Bicos ;-)